25/10/2021

Martín Varsavsky: “No creo en la Argentina, pero creo en los argentinos”

“En general, yo represento al mundo que cambia”, afirma Martín Varsavsky, el emprendedor e inversor argentino que está detrás de las últimas tendencias y avances tecnológicos. Algo que, a lo largo de su vida, le ha ganado varios problemas. Cuando se sumergió en el mundo de las telecomunicaciones, Telefónica le cortaba la conexión. Al innovar en energías renovables, había un “lobby muy grande” para que el negocio no prosperara. Hoy, revisando sus andares, cree que todas aquellas compañías se “convirtieron en mejores” gracias a la competencia. “Se llama evolucionar. Es el estado natural de las plantas, los animales, los humanos y las empresas”, agregó el fundador y CEO de Overture y de Goggo Network.

“Muchas veces me dijeron que ‘no’, es el problema de la gente que tiene ideas pioneras. Cuando venían los inversores a apostar por la última empresa de fertilidad que fundé, yo les decía que las relaciones sexuales son geniales, pero no para hacer bebés. Era algo que chocaba, porque decían que las relaciones sexuales son para hacer bebés. Pero no, las relaciones sexuales son principalmente para pasarla bien, vivir un amor y, ocasionalmente, para hacer bebés. Pero si uno trata de hacer bebés, hay métodos mejores que tener relaciones sexuales. Hay que sacar a la gente de lo que escuchó toda su vida”, contó en un mano a mano con José Del Rio, secretario general de redacción de LA NACION, durante el evento “Empresas en acción”.

El Banco Mundial advirtió sobre otra “década perdida” y pronosticó una fuerte desaceleración para la Argentina

Con espíritu y visión para los negocios, el argentino ha fundado ocho compañías en Europa y Estados Unidos en los últimos 30 años y participa e invierte en, por lo menos, una treintena más. Viatel (fibra óptica), Eolia (energía renovable) y Ya.com (la marca de internet de Jazztel), son solo algunas de ellas.

José Del Rio (LA NACION) dialogó con Martín Varsavsky, fundador y CEO de Overture y de Goggo Network (Fabián Malavolta/)

Aunque a lo largo de su trayectoria no todos fueron éxitos. Su “ojo negro de los negocios” fue Einstein, la primera empresa de cloud computing de Europa, que lo hizo perder US$50 millones propios y más de US$100 millones de sus inversores. Según el emprendedor, la gente no estaba preparada para desprenderse de los discos duros y tuvieron que “regalar” la empresa. “Nunca me equivoqué con una tecnología que nunca despegó, pero sí me equivoqué en el timing. Con las otras pasé malos momentos, pero aguanté hasta que se hizo realidad”, admitió.

Hoy dedica sus energías a compañías relacionadas a la fertilidad: Prelude Fertility, Overture Life, Gameto. “Hemos separado la biología de la psicología de la gente. Antes, en la generación de baby boomers, tenían sus hijos cuando su biología estaba lista para tenerlos. Esa generación de posguerra, del 45 en adelante, tuvo muchos hijos. Los problemas empezaron en los años 80 y 90, cuando la gente empezó a querer tenerlos más tarde, a los treinta, a los cuarenta. Un tercio de la población nunca lo consigue. En España, la tasa de fertilidad tendría que ser del 2,1 para que la población quedara estable, pero está en 1,2. El 20% de las mujeres no tiene ni uno. La solución es la fertilización in vitro, el congelamiento de óvulos”, explicó.

Temor por el dólar: los números que llevaron al Gobierno a establecer el mayor cepo de la historia reciente

Con una mirada hacia la Argentina, para Varsavsky el país tiene muchos talentos. Por eso, varias de sus inversiones están puestas en ideas que surgieron de emprendedores locales. “Crear fondos de inversión tiene sentido. Sobre todo cuando las iniciativas están relacionados con la tecnología: entonces se desdibujan las fronteras y es posible crecer”, agregó.

Yo no creo en la Argentina, pero creo en los argentinos. El país, a nivel institucional, nunca despega. Pero hay argentinos espectaculares, a mí me ha ido bien apoyando argentinos. A veces la necesidad es la madre de la invención y crecer en un ambiente tan adverso… creo que haber crecido en la Argentina de los 80… había una selección natural muy fuerte”, cerró.

close

Suscribite a nuestro boletín informativo diario. Completamente GRATUITO.

¡No enviamos spam!