09/12/2021

Un nuevo estudio afirma que el dinero sí puede comprar la felicidad después de todo

Un nuevo estudio sobre la conexión entre el bienestar y el altruismo reveló que un grupo de estudiantes universitarios considera que , pidió a casi 300 estudiantes universitarios alemanes que eligieran entre dos loterías para después calificar sus niveles de felicidad. Si los individuos escogían la lotería A, tenían muchas posibilidades de ser elegidos para recibir 100 euros para su uso personal. Si en cambio, elegían la lotería B no recibían dinero, pero podían activar un regalo de 350 euros para salvar una vida amenazada por la tuberculosis.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la tuberculosis es una enfermedad mortal que mató a 1,5 millones de personas en 2018, lo que convierte al trastorno pulmonar infeccioso en una de las 10 principales causas de muerte en el mundo y en la principal causa de un solo agente infeccioso, incluso por encima del HIV.

El restaurante más sucio del mundo: los inspectores sanitarios lo calificaron con un cero

En el estudio, ambos escenarios de la lotería fueron reales. Los investigadores pagaron a las personas un total de 40.764 euros y donaron 111.300 euros a Operation ASHA, una organización sin fines de lucro de la India que combate la tuberculosis. Con cada 350 euros, la entidad pudo ayudar a identificar, tratar y curar a cinco pacientes adicionales en la India. Se estimó que esos cinco pacientes eran el equivalente a salvar una vida humana adicional de la enfermedad.

En la investigación, aproximadamente el 60% de los estudiantes eligieron salvar vidas, y sus respuestas en una encuesta indicaron un sentimiento de autosatisfacción y felicidad por dicha elección.

El estudio pidió a casi 300 estudiantes universitarios alemanes que eligieran entre dos loterías

El estudio pidió a casi 300 estudiantes universitarios alemanes que eligieran entre dos loterías (pexels/)

Sin embargo, el placer no duró demasiado porque cuando los investigadores volvieron a contactarlos un mes más tarde por correo electrónico, sus niveles de felicidad habían caído por debajo de aquellos individuos que originalmente habían decidido quedarse con el dinero.

De esta manera, las personas más felices al final del estudio fueron aquellas elegidas al azar más tarde para recibir 100 euros, aunque “esto les impidió realmente salvar una vida”.

Una especialista en viajes reveló el truco para no sentarse junto a desconocidos en el avión

Otras investigaciones previas demostraron que el “gasto prosocial”, que es donar dinero a otros, reduce la presión arterial y mejora la salud del corazón. Por esta razón, aunque no sea “felicidad”, los estudiantes que eligieron la lotería B y que no recibían dinero pero podían salvar una vida, lograron un premio que no se puede comprar con todo el dinero del mundo: la salud.

Ir a la fuente

close

Suscribite a nuestro boletín informativo diario. Completamente GRATUITO.

¡No enviamos spam!