28/11/2021

El Gobierna intenta sumar su planteo contra las “sobretasas” del FMI al documento del G-20

Mientras el presidente Alberto Fernández inició hoy su participación en la cumbre de líderes del G-20 que se realiza en Roma, Italia, los representantes diplomáticos argentinos intentaban que la declaración final del encuentro incluya una mención a las “sobretasas” que cobra el Fondo Monetario Internacional a los países que se atrasan en el pago de sus deudas.

Se trata de una de las demandas que viene realizando el ministro de Economía, Martín Guzmán, para que la Argentina ahorre unos 1.000 millones de dólares anuales, calculados por el FMI a raíz del excedente crediticio que tomó la administración de Mauricio Macri respecto de la cuota argentina en el Fondo, superior en un 189 por ciento al tope de su parte.

“Todos los temas están sobre la mesa desde hace tres días. Vamos avanzando bien”, deslizó a LA NACION uno de los diplomáticos que participan de la cumbre en el palacio de La Nuvola, en las afueras de Roma, donde se dan cita presidentes de la talla de Joe Biden (Estados Unidos), Angela Merkel (Alemania), Emanuel Macron (Francia) y el anfitrión Mario Draghi (Italia).

En la previa de la cumbre, Fernández pretendía que la eliminación de las “sobretasas” fuera incluido en el documento final del G-20 como una recomendación directa al FMI, aprovechando que la titular del organismo, Kristalina Georgieva, participa del encuentro. Esta misma tarde, el Presidente recibirá a la burócrata búlgara en la embajada argentina en Roma.

Pero esa es otra negociación paralela, que ya transitó anoche el ministro Guzmán durante una cena con la propia Georgieva en el castillo San’t Angelo, ubicado en las inmediaciones del Vaticano. En la misma mesa se sentaron la reina Máxima de Holanda; Daniele Franco, el ministro de Economía y Finanzas de Italia; y Olaf Scholz, el ministro de Finanzas alemán que fue el candidato más votado en las elecciones de su país y que busca ser el sucesor de Merkel.

Martín Guzmán compartió anoche una cena con Kristalina Georgieva y otros ministros de Economía.

“El programa con el FMI no es tema de G-20″, precisó a este diario el diplomático consultado, que se encuentra en el foro junto a Fernández. Pero el Presidente buscará aprovechar la oportunidad para insistir con una modificación de las reglas históricas del organismo, con el argumento de que la pandemia de coronavirus cambió al mundo. En ese sentido, el premier italiano Draghi dijo en la apertura de la cumbre que “hay que construir un nuevo modelo económico”.

Para el gobierno argentino, no solo es importante el encuentro que mantendrá esta tarde en Roma el presidente Fernández con Georgieva, sino que también sigue con mucha atención la postura que adopta la administración Biden. A tal punto, que el secretario Gustavo Beliz estuvo en Washington, antes de volar a la capital italiana, con reuniones de alto nivel de las que también participó el embajador argentino, Jorge Arguello.

La voz norteamericana es decisiva en el FMI, porque tiene una cuota parte del 16,5 por ciento, la mayor a nivel planetario, contra solo el 0,67 de la Argentina. Por eso Fernández buscará también estos días conseguir alguna señal favorable de Biden, pese a que Washington no incluyó al mandatario argentino en la agenda de reuniones bilaterales.

Las de Fernández, en tanto, sumaron la novedad de un encuentro esta tarde en Roma con el presidente francés Macron, mientras que se abrió la posibilidad de la reunión virtual para mañana domingo con el premier ruso, Vladimir Putin. En la agenda oficial también figura una bilateral con Angela Merkel y con funcionarios de la Unión Europea.

La delegación argentina analizó anoche los pormenores de la cumbre, que se realiza en medio de una ciudad blindada en materia de seguridad, durante una cena que compartieron el presidente Fernández, el canciller Santiago Cafiero; su segunda Cecilia Todesca; los asesores Juan Manuel Olmos y Cecilia Nicolini; el ministro Julián Domínguez; los secretarios Beliz y Julio Vitobello; el embajador en Roma Roberto Carlés; y la portavoz Gabriela Cerrutti.

Ir a la fuente

close

Suscribite a nuestro boletín informativo diario. Completamente GRATUITO.

¡No enviamos spam!