20/05/2022

Mirando la Hidrovía

Noticias sobre la Hidrovía

Fue absuelto en 2017 pero ahora condenado, por el mismo hecho: un robo con muerte en Hernando

Los familiares de los cinco jubilados violentamente golpeados (y uno de ellos fallecido) tras un fatal asalto ocurrido en Hernando, tuvieron que esperar 12 años para que el casio terminara con una condena.

Andrés Alejandro César Pérez (34), acusado de homicidio en ocasión de robo, violación de domicilio y robo calificado por lesiones, fue absuelto por la Cámara del Crimen de Río Tercero en 2017, en un juicio por jurado popular en que por unanimidad declararon su inocencia.

El querellante Federico Sánchez recurrió ante el Tribunal Superior de Justicia (TSJ) y este determinó, ante las dudas que ofrecía el proceso, que se celebre un nuevo juicio, que finalizó esta semana.

Finalmente la Cámara Cuarta de la ciudad de Córdoba, en el marco de un juicio abreviado, condenó a 12 años de prisión al mismo imputado y le ordenó la rehabilitación por sus adicciones, que había admitido en la audiencia.

“Pido perdón, no tuve intenciones, tengo problemas con la droga y el alcohol”, sintetizó Pérez en el uso de su última palabra, tras reconocer su responsabilidad.

El TSJ había achacado a la cámara riotercerense que “hubo un mal razonamiento respecto de cómo se llega a establecer la duda”. Y en consonancia con el planteo del querellante, sostuvo que “la Cámara sólo se basó en los dichos de una testigo, pero no analizó otra prueba objetiva valiosa”.

Un robo violento y fatal

En la tarde del 28 de agosto de 2010, en la casa de los hermanos Juan Carlos (99), Emma (92) e Ida Ferraris (96), sufrieron el asalto violento.

El saldo fue la muerte de Flora Soljan de Castellano (75), que no pudo superar los cuatro meses de agonía. Su deceso se registró el 22 de diciembre de aquel año.

El sobrino de los anfitriones, Ernesto Ferraris (77), también resultó lesionado.

Las cinco personas estaban en la misma casa en el momento del asalto.

En el juicio, que se realizó en Río Tercero, el querellante, en representación de Laura Castellano, hija de la mujer fallecida, pidió 22 años de cárcel para el acusado. “Pérez es un lobo con piel de cordero”, había alegado.

En la audiencia que se desarrolló esta semana, Castellano, satisfecha con la nueva condena, le dijo al acusado que lo perdonaba, y que no buscaba venganza sino justicia.

El caso: datos clave

  • El robo ocurrió en Hernando en 2010, cuando cinco jubilados fueron golpeados en una casa.
  • Una de ellos murió.
  • La investigación estuvo a cargo del fiscal riotercerense, Alejandro Carballo, quien nunca tuvo dudas de la participación del ahora condenado.
  • Pérez estuvo prófugo y recién se lo detuvo cinco años más tarde.
  • Supuestamente iba a robar de los hermanos Ferraris un botín que no existía. Era sólo una antigua caja fuerte de adorno.
  • En 2017, el acusado fue juzgado y resultó absuelto por unanimidad, ante la duda, en un juicio por jurado popular.
  • Pero el Tribunal Superior de Justicia anuló el fallo y ordenó un nuevo proceso.
  • El fiscal de la cámara riotercerense, Gustavo Martin, dijo que tenía “la íntima convicción de que fue él”, pero admitió que no tenía certeza para pedir pena en ele primer juicio.
  • Pérez vivía en Buenos Aires. Hace una década huyó de aquella provincia tras haber estado vinculado a un supuesto homicidio. Ese juicio se anuló. O sea que no tenía antecedentes penales. En la provincia de Córdoba adoptó una identidad falsa y durante una década tuvo nombre y apellido que no le pertenecían. Según datos de la causa, tenía DNI falso, con el que votó, sacó créditos y consiguió trabajo formal, en Hernando y la zona. Esa causa fue investigada por la Justicia de Villa María pero no se conoce ningún avance.

Ir a la fuente

close

Suscribite a nuestro boletín informativo diario. Completamente GRATUITO.

¡No enviamos spam!