04/07/2022

Mirando la Hidrovía

Noticias sobre la Hidrovía

Daniel Sciol sondeó a empresas para que financien sus importaciones

A pesar del crecimiento de las exportaciones y la liquidación de dólares, el Banco Central no puede aumentar sus reservas, básicamente porque crece la demanda de divisas para importaciones.

Este miércoles el INDEC dio a conocer los datos de comercio exterior de mayo y mostró que las importaciones de ese mes demandaron 7.870 millones de dólares. El número creció 53 por ciento interanual. Sin embargo, los bienes importados para consumo representan apenas el 10 por ciento del total, mientras que la importación de Energía es del 20 por ciento y las importaciones de bienes de capital e intermedios destinados a la producción se lleva el 70 por ciento.

Leé también: Scioli apuesta todo a atraer inversiones, hacer anuncios y armar una agenda propia de cara a 2023

Las erogaciones por la compra de energía recién podrán bajar cuando se finalice el año próximo el gasoducto, porque permitirá prescindir paulatinamente de la compra Gas Licuado. Además, las reservas del Banco Central (BCRA) bajaron ayer a 38.200 millones de dólares por la necesidad de pagarle un vencimiento al FMI, y el drenaje de dicha divisa para el comercio exterior le impiden al BCRA cumplir con la meta de acumulación de reservas que pactó con ese organismo. En otras palabras: las empresas no son los principales responsables de la escasez. Pero la realidad es la que es: faltan dólares.

Por eso, Scioli busca una sintonía fina: no quiere trabar las importaciones de bienes destinados a la producción -les dice a los empresarios-, pero inició conversaciones con grandes empresas; puede modificar algunas licencias; promueve que las compras a Brasil se paguen en reales, e intenta detectar cuáles son las importaciones especulativas, es decir, las que no son necesarias ahora mismo y que buscan aprovechar la diferencia entre los tipos de cambio.

Ir a la fuente

close

Suscribite a nuestro boletín informativo diario. Completamente GRATUITO.

¡No enviamos spam!