30/06/2022

Mirando la Hidrovía

Noticias sobre la Hidrovía

El desempleo en Córdoba está en niveles precrisis, pero con muy alta subocupación

En el Gran Córdoba, en el primer trimestre de este año, había 172 mil personas con graves dificultades de empleo. De ese universo, algo más de 73 mil estaban desocupados y los otros 99 mil formaban parte del amplio grupo de los subocupados buscando trabajar más.

Si se analizan los datos publicados ayer por el Indec en contraste con el mismo trimestre de 2021, la evolución de todos los indicadores es ampliamente positiva.

Si bien se está produciendo un fuerte repunte de la actividad (6% creció el PBI interanual), también es cierto que aún se está comparando con el periodo enero-marzo del año pasado, cuando la pandemia de coronavirus recién comenzaba a superarse con el inicio de la aplicación masiva de vacunas.

Amplios sectores de la economía, en Córdoba, muy especialmente, los vinculados al turismo y la recreación (restaurantes y hoteles), aún permanecían cerrados o trabajaban con dotaciones mínimas.

En esa comparación interanual, se puede ver que la desocupación cayó más de cinco puntos porcentuales, de 14,8% a 9,7%, muchísimo.

Lo mismo que retrocedió más de cuatro puntos la subocupación (de 18,6% a 14,1%) y crecieron la tasa de actividad (de 45,5% a 47,6%) y la de empleo (de 42,2% a 43%).

En cantidad de personas, el saldo también es notablemente positivo: en un año, el Indec restó 42 mil desocupados y 38 mil subocupados, con 17 mil personas más trabajando.

A nivel nacional, el Indec ubicó la tasa de empleo en el 43,3% hasta marzo pasado, registrando su mejor primer trimestre desde 2016, mientras que el nivel de desocupación se mantuvo en el 7 por ciento.

En otras palabras, alrededor de 12,6 millones de personas tuvieron trabajo en el primer trimestre del año, según el relevamiento que forma parte de la Encuesta de Hogares Permanentes y que se realiza en 31 aglomerados urbanos. El problema es que buena parte de ese nuevo empleo es precario e informal.

Antes de la crisis

Mirando los datos de Córdoba con una perspectiva temporal más amplia, se puede apreciar que la cantidad de desocupados (73 mil) del primer trimestre de este año es tan baja como la del mismo periodo de 2017, antes de la crisis de la segunda parte del gobierno de Mauricio Macri.

Entre enero y marzo de aquel año, el Indec contó 67 mil personas que buscaban trabajo y no encontraban, apenas 6 mil menos que ahora, con cinco años de incorporación de gente al mercado laboral.

De hecho, las tasas de desocupación son casi idénticas: 9,6% en el primer trimestre de 2017 y 9,7% ahora.

La diferencia está en los “subocupados demandantes de empleo”. Gente que trabaja menos de 35 horas semanales que está dispuesta a trabajar más horas.

Ese universo creció un 80% en cinco años: pasó de 55 mil personas en el primer trimestre de 2017 a 99 mil en enero-marzo de 2022. Son 44 mil personas más que, en su mayoría, tienen trabajos precarios o informales y lo que ganan no les alcanza para llegar a fin de mes. Necesitan sumar ingresos por el derrumbe del ingreso frente a la inflación.

Si se suman los desocupados más los subocupados demandantes, se advierte que ese universo de cordobeses con graves problemas de empleo creció un 41% en cinco años (50 mil más).

Además, se produjo un notable aumento –del 56%– de los ocupados que aún teniendo trabajo con alta carga horaria (formal o informal), están buscando otro empleo. Ese conjunto pasó de 129 mil a 202 entre antes de las crisis –la económica y la “pandémica”– y ahora.

Impacto de los planes de empleo en la Argentina y en Córdoba

Respecto del impacto de los planes de empleo estatales en los índices de desocupación, un informe elaborado por el economista Nicolás Quaglia y publicado por La Nación pone blanco sobre negro.

El estudio dice que como las estadísticas oficiales consideran ocupados a los beneficiarios de los planes sociales de empleo, como Potenciar Trabajo, la desocupación “real” es más alta.

Con los datos de Indec del último trimestre de 2021, los inmediatamente anteriores a los publicados ayer por el organismo, el estudio dice que la tasa de desempleo es 5,6 puntos porcentuales más elevada.

En la Argentina urbana, el índice del cuarto trimestre de 2021 marcó 7% y, según Quaglia, deflactando los planes, hubiera sido 12,6%.

En el caso de Córdoba, donde la cantidad de planes de empleo nacionales es menor en proporción, la tasa de desocupación sería mayor en 3,2 puntos: de 10,1% subiría a 13,3% (cuarto trimestre de 2021).

El estudio dice que el distrito en el que más aumentaría la tasa es el conurbano bonaerense, ya que allí se concentra más del 38% de la totalidad de los planes de empleo.

Ir a la fuente

close

Suscribite a nuestro boletín informativo diario. Completamente GRATUITO.

¡No enviamos spam!