28/11/2022

Mirando la Hidrovía

Noticias sobre la Hidrovía

La Voz en Qatar: distancias cortas, traslados “largos” y los cuartetazos cordobeses en Portugal-Ghana

Del Mundial Qatar 2022 que se esperaba al Mundial Qatar 2022 que se está viviendo hay muchas diferencias. Entre las situaciones que en la previa preocupaban y mucho a simpatizantes argentinos se destacaba una: la de las muestras de afecto en la vía pública. Se decía que iban a ser sancionadas las personas que las protagonizaran. Y la cuestión es que sobran las muestras de afecto.

En el metro, en el centro, en los puntos turísticos. Y no hay registros de sanciones o de “llamados de atención”. Otro asunto era el de las temperaturas extremas. Ya lo dijo Lionel Scaloni, el DT de la selección argentina, antes del debut con Arabia Saudita: “Esperábamos un calor sofocante y no está pasando”. Las temperaturas, como dijo Scaloni están lejos de ser extremas: varían entre los 22 grados de mínima y los 30 o 32 de máxima. Oscurece a las 16.30 y eso también alivia cualquier sofocamiento.

¿Y lo de los aires acondicionados en los estadios? Están, se ubican debajo de las banquetas de cada lugar. Y congelan los tobillos. Si no estuvieran, el clima sería más que agradable. O sea, está haciendo más calor en Córdoba que en Doha, la capital del país.

Lo que no es como se esperaba es la anhelada comodidad de tener “todo cerca”. Sí, está todo cerca, pero llegar a esos lugares “cerca” lleva muchísimo tiempo. Las calles se colapsan fácil y eso que las avenidas de hasta cinco carriles van por dentro de la ciudad. Hay tantos autos por la presencia de hinchas de todo el mundo, que no hay forma de agilizar esas idas y venidas a los estadios.

El metro tiene tres líneas, funciona bárbaro y es gratis para quienes tienen la Hayya Card, el ID oficial para fans y prensa. La complicación se da en las llegadas a los estadios. Hasta yendo tres horas antes se ven y se sufren las saturaciones. Ni hablar de las salidas, con largas colas que pueden demorar hasta unos 45 minutos. Y, cuando se consigue el metro, se produce la saturación de los vagones. Afortunadamente, no hay noticias de incidentes en los espacios del subte que permite conectar con seis de los ocho escenarios en los que se juega.

El control de la superpoblación que va y viene al metro se hace con un sistema de vallados móviles que se van disponiendo de diferentes modos para que el orden del ingreso no se descontrole. Eso garantiza la paz de hinchas ansiosos, aunque la consecuencia es la demora. El ver dos partidos de un Mundial en un días fue uno de los fascinantes encantos que movieron la previa de este certamen. En La Voz lo hicimos el día de Argentina-Arabia y Francia-Australia. Hacerlo tomó literalmente todo el día. En los dos estadios, Lusail y Al Janoub se encontró a hinchas que hicieron el doble turno. Y quedaron exhaustos por las demoras y por la falta de espacios para acceder a una comida. Argentina jugó a las 13. Francia a las 22. La masividad colapsó sistemas.

Cuarteteando en el 974

Poner cuarteto en los oídos de hinchas de otras partes del planeta puede ser una experiencia reveladora sobre la capacidad de gustar que tiene la clásica música cordobesa. En la previa de Portugal-Ghana, en el estadio 974, La Voz compartió canciones de La Konga, la Mona Jiménez, Q’ Lokura y Euge Quevedo a quienes iban llegando a la cancha. Y las reacciones fueron de las más divertidas. Algunos ensayaron pasos, otros rieron. A una banda de amigos de India les encantó La Konga y hasta se pusieron a buscar sus canciones en Youtube. Eso, que guste el cuarteto, sí que no estaba planificado en ningúna previa.

Ir a la fuente

close

Suscribite a nuestro boletín informativo diario. Completamente GRATUITO.

¡No enviamos spam!