Saltar al contenido
Inicio ¬Ľ Cu√°les son los tres tipos de cerebro

Cu√°les son los tres tipos de cerebro

    Nuestro entendimiento incluye tres cerebros: Reptiliano: el mucho más básico y viejo. Maneja inconvenientes y notificaciones automáticos. Mamífero o límbico: en él radica la aptitud de sentir conmuevas. Neocortex: es responsable del lenguaje, el pensamiento, el pensamiento abstracto, la cognición, etcétera.

    El ¬ęcerebro triuno¬Ľ o ¬ęcerebro triuno¬Ľ es un modelo propuesto por Paul MacLean para argumentar la organizaci√≥n del cerebro humano, la presencia de sistemas contradictorios o por lo menos alternos en nuestro accionar y la predominaci√≥n de la evoluci√≥n como un factor organizador. MacLean sugiri√≥ esta iniciativa en la d√©cada de 1960 y la desarroll√≥ en su libro The Triune Brain in Evolution (1990). Para MacLean, nuestro cr√°neo no aloja un cerebro, sino m√°s bien tres, que marchan como ‚Äútres PCs biol√≥gicas interconectadas, cada una con su sabidur√≠a, su subjetividad, su sentido del tiempo y su memoria‚ÄĚ. Los tres cerebros son el complejo reptiliano, el sistema l√≠mbico y el neoc√≥rtex. Observemos las peculiaridades de las tres construcciones:

    El cerebro reptiliano, asimismo llamado complejo-R para disimular este absurdo nombre, estar√≠a formado esencialmente por los ganglios basales, el le√Īo encef√°lico y el cerebelo. Seg√ļn quienes defienden este mito, hablamos de un cerebro primitivo, que controla los h√°bitos instintivos y se enfoca en las ocupaciones mucho m√°s b√°sicas de supervivencia, entre ellas la agresi√≥n, el dominio, la territorialidad y los rituales. El cerebro reptiliano estar√≠a lleno de recuerdos ancestrales y controlar√≠a las funcionalidades aut√≥nomas (respiraci√≥n y latidos del coraz√≥n), la estabilidad y el movimiento muscular. Sus respuestas son directas, reflexivas, instintivas.

    El Cerebro Reptiliano

    S√≠, es el que poseemos en com√ļn con los R√©ptiles y los Anfibios, es primitivo y el que ha asegurado nuestra supervivencia a lo largo de millones de a√Īos.

    De ella dependen el instinto, la reproducci√≥n, el exitaci√≥n, la pelea, la respiraci√≥n, el sistema circulatorio o digestivo. Adem√°s de esto, en ocasiones ingerimos mucho m√°s de lo preciso o bastante, por el hecho de que esa parte nos recuerda en el momento en que √©ramos primitivos y no sab√≠amos si √≠bamos a comer al d√≠a despu√©s…

    El mito del cerebro reptiliano

    Esta separaci√≥n de nuestro entendimiento en campos independientes que forma el modelo trino ha resultado muy atrayente en la pseudociencia, la propaganda y la mercadotecnia en los √ļltimos tiempos. Y puede ser interesante que algo tan complejo como el cerebro, sobre el que a√ļn queda bastante por investigar, se simplifique hasta el punto de decir que se distribuye en tres partes: impetuosa, sensible y racional para justificar o argumentar h√°bitos.

    No obstante, asimismo es verdad que la propaganda y la mercadotecnia apelan a esa parte tan simple de comprender sobre el impulso y las conmuevas primarias para vender sus artículos, y en la mayor parte de las situaciones y de qué forma se crea la sociedad de la cual formamos parte, trabajó para ellos para llevar a cabo eso.

    Pilar Mu√Īoz Alarc√≥n.

    Sicóloga General Sanitaria.

    Máster de Psicología Clínica Infanto-Juvenil por la AEPC.

    Los tres cerebros

    En la década de 1960, el médico y neurocientífico estadounidense Paul D. MacLean presentó la teoría tri-brain, un modelo que asegura que el cerebro de los vertebrados se distribuye en tres cerebros separados físicamente , cada uno de ellos con funcionalidades concretas, pero actuando al tiempo. Estos tres cerebros asimismo marcan el nivel de evolución, con un primer cerebro primitivo, un segundo mucho más evolucionado y el tercero, responsable de nuestro de hoy nivel de avance cognitivo.

    El mucho m√°s viejo, vestigio de lo que fuimos en nuestros or√≠genes, ser√≠a el cerebro reptiliano, compuesto por el le√Īo encef√°lico y el cerebelo, asimismo reconocido como complejo-R. Su funci√≥n, en el contexto de la teor√≠a del cerebro triuno, es sostener nuestras funcionalidades vitales (tanto voluntarias como involuntarias), administrar los instintos y por consiguiente saber la conducta. En otras expresiones, lo que podemos consultar en casi todas las maneras de vida.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *