Saltar al contenido
Inicio » Qué significa la carta del universo

Qué significa la carta del universo

    Redactar una carta de solicitud al cosmos es una suerte de ritual simple y eficiente que le va a hacer bien a tu alma ahora tu vida. La implicación es en ocasiones intensa, pero el resultado tiende a ser muy positivo.

    El hombre siempre y en todo momento busca respuestas. El paso inicial para hallarlos es la autoconciencia, permitiéndote sentir y meditar. Aparte de desquitarse con la gente próximas, si la contestación no satisface el vacío interior, el hombre procurará liberarse de los estereotipos y empezará a desplegarse como un pétalo de flor para expresar preocupación con un terapeuta.

    No obstante, la necesidad de ratificar lo que se considera “la mejor resolución” va a llevar al sujeto a preguntar a otra gente. ¿Por qué razón busca la aprobación de algún ser superior? En el momento en que el interrogante en su cabeza no descansa, por supuesto inspecciona la contestación alén de lo común: en la divinidad, en las estrellas o en el azar.

    Iemanjá está representado por múltiples elementos, alimentos, ritmos y música:

    Nombre original: (Yeyé: madre – Omo: hijo – Eyá: pez)

    Sincretismos: Nossa Senhora da Conceição (Brasil, 8 de diciembre) Virgen de Regla (patrona de los puertos de La Habana, Cuba, 8 de septiembre) Stella Maris/ Virgen de la Candelaria (América Latina, 2 de febrero), Nossa Senhora 2 Nautas (Porto Alegre, sur Brasil, 2 de febrero de de año en año desde 1870) en ocasiones asimismo se le llama Janaina.

    Parte grande.

    Opinar y soñar a lo grande es el primer ingrediente a conseguir. Cuanto mucho más solicitas, mucho más te aproximas a la misión; pero si eres tacaño y no alcanzas lo que afirmas, obtendrás bastante menos de lo que quieres. De ahí que, no mires límites en tus propósitos al soliciar.

    El Cosmos no comprende de expresiones y oraciones negativas, con lo que siempre y en todo momento hay que apuntar en positivo y tal y como si lo que se busca ahora fuera un hecho. Hay gran diferencia entre «No deseo ser pobre» y «Deseo ser un millón de dólares estadounidenses» pues en el momento en que haces una declaración efectiva, la energía se activa y fluye; al tiempo que los pensamientos negativos bloquean.

    Quemas una carta al cosmos

    Redactar cartas al cosmos puede parecer un tanto desquiciado… Dios, ¡me sentí un tanto extraño al llevarlo a cabo! Pero como leíste en mi publicación “Utilizando la ley de la atracción para menear tu vida”, solicitarle al cosmos precisamente lo que deseas es súper poderoso. Escojo solicitarle al cosmos lo que deseo, pero quizás tú creas en algún otro poder con el que te sientas mucho más cómodo escribiendo cartas. El punto es manifestar lo que deseas. Sácalo de tu cabeza y sal al planeta. En el momento en que verbalizas (o escribes) lo que es necesario para ti de esta vida, la manifestación es un acto realmente fuerte. ¡Es una tontería no utilizarlo!

    Amado Cosmos, estoy listo para toda la abundancia que estés presto a mostrarme y la recibo con los brazos libres. Aprecio todo cuanto haces por mí y te mostraré mi gratitud todos y cada uno de los días.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *